El 60% de la oferta futura de oficinas en Barcelona de los próximos dos años está ya prealquilada

18/06/2018

Esta falta de disponibilidad sitúa a la Ciudad Condal en el Top 10 de ciudades europeas con mayor potencial de crecimiento de rentas para el futuro.

Barcelona experimenta falta de superficie de oficinas disponible y los datos de oferta futura no parecen contribuir a mejorar la situación. De hecho, el 60% de la oferta de oficinas que saldrá al mercado en la Ciudad Condal los dos próximos años está ya prealquilada, lo que provocará una presión sobre las rentas al alza, que actualmente se prevé aumenten un 3,8% de media anual hasta el 2020, según los datos de la consultora inmobiliaria JLL.

 

En este sentido, la inmobiliaria ha elaborado un ranking de ciudades con mayor potencial de crecimiento de rentas, tras un análisis del comportamiento del mercado los últimos 20 años en relación a la tasa de disponibilidad, oferta actual y oferta futura. En este ranking Barcelona se sitúa en 8ª posición, por detrás Ámsterdam, Stuttgart, Estocolmo, Múnich, Praga, Dublin y Edimburgo y por delante de urbes como Varsovia o Utrecht, que completan el top 10.

 

Se trata de ciudades donde el crecimiento de rentas viene motivado por un conjunto de factores. Así, en el caso de Barcelona se han tenido en cuenta datos como que la disponibilidad media se ha reducido a la mitad en 4 años –actualmente se sitúa en el 7,1%–, y que en el centro y en nuevas áreas de negocio (22@ y Plaza Europa) este porcentaje se reduce hasta el 5%. Si a esto se le suma que el stock de Grado A representa alrededor del 12% del stock total de oficinas, cuando esta categoría de edificios es la más solicitada por las empresas, JLL apunta a una fuerte presión de las rentas al alza, sobre todo en los inmuebles de nueva construcción, por la incapacidad de atender la demanda futura de espacios.

 

Se calcula que en los dos próximos años saldrán al mercado 328.000 m2 nuevos de oficinas (el 60% ya prealquilados), de los cuales casi 100.000 m2 lo harán al final de 2020, por lo que la consultora inmobiliaria prevé que su entrega se acabe posponiendo a 2021. Así, si se tiene en cuenta que continuarán los sólidos niveles de contratación en Barcelona, entre 320.000 y 350.000 m2 por año, se corrobora la falta de oferta real para la demanda existente y la presión sobre las rentas.

 

“La escasez de oferta futura para atender la demanda, en especial de edificios Grados A, implica un incremento de las rentas que debe ser un dato muy presente para los inversores, que pueden encontrar en Barcelona un mercado de proyección y con oportunidades de inversión, mediante el desarrollo de nuevos espacios para los próximos años”, explica Mercè Franquesa, director de la oficina de Barcelona de JLL.

 

 

 

 

 


COMENTARIOS
La noticia no tiene todavía comentarios

BUSCADOR OFICINAS ↓

Provincia
Tipo
Municipio
Zona
Superficie
PUBLICIDAD




Para ejecutar esta acción tiene que estar autenticado.

Para acceder a su área personal de usuario o para crear una nueva cuenta de usuario totalmente gratis en MisOficinas.es, pulse ahora el botón Aceptar.