Cilsa se consolida como cuarto operador de infraestructuras logísticas en la Península

Con un crecimiento del 17,3% de su beneficio neto supone los mejores resultados de su historia.

Descripcion de la imagen

El Centro Intermodal de Logística (Cilsa) gestora de la Zona de Actividades Logísticas del puerto de Barcelona, ha cerrado el 2017 con unos resultados económicos récord. Ingresó 44.5 millones de euros, lo que supuso un aumento del 9.3% respecto a 2016, y un beneficio neto de 6.1 millones de euros, creciendo un 17.3%, lo que le supone los mejores resultados en su historia.


La sociedad participada en un 51.5% por el Puerto de Barcelona y 48,5% por Merlin Properties. “Esuna pieza clave para el alineamiento con el Puerto de Barcelona, para consolidarnos como el principal 'hub' logístico del sur de Europa" según afirma el presidente del puerto, Sixte Cambra.


Esto le ha permitido a la compañía consolidarse como cuarto operador de infraestructuras logísticas en la Península Ibérica, solo por detrás de Merlin Properties, Logicor y Prologis. Según ha comunicado en una rueda de prensa el director general de Cilsa, Alfonso Martínez, estos resultados son gracias a la gestión de 706.388 metros cuadrados de superficie de naves logísticas alquilables siendo más de 500.000 gestionados de forma directa.


2017 destaca por la contratación de 214.785 metros cuadrados, la adquisición de los activos Luri 6, antiguo BANIF inmobiliario, que incorporaron 51.988 metros cuadrados; la entrega de nuevas naves logísticas con certificación en proceso de Leadership in Energy and Environmental Desing Gold (LEED Gold) a Carrefour y Fedex. Además de firmarse contratos de nueva construcción de 35.000 metros cuadrados para Alfil Logistics, y 25.024 metros cuadrados para un cliente internacional.


Cilsa también llevo a cabo una ampliación de capital de 37.3 millones de euros íntegramente suscrita por Merlin Properties, que se encuentra dentro de su proyecto de crecimiento en el que estima invertir unos 200 millones de euros en la construcción de 320.000 metros cuadrados de una superficie logística con certificación LEED Gold.