Grandes fondos internacionales pujan por diversos activos inmobiliarios - 30/05/2018

Grandes fondos internacionales pujan por diversos activos inmobiliarios

Sabadell negocia la venta de gran parte de su cartera inmobiliaria a Blackstone, Cerberus y Oaktree.

Descripcion de la imagen

Reducir el riesgo inmobiliario era una de las prioridades para las entidades bancarias en este año. Santander, Bankia y Sabadell pretenden deshacerse de 11.000 millones de euros en activos problemáticos este año. El Santander tiene como objetivo liberar 6.000 millones en activos durante 2018, mientras que Bankia también prevé, en su plan estratégico 2018-2020, vender 2.900 millones anuales de activos problemáticos.

Es ahora el Sabadell el que los venderá a un gran fondo internacional. La entidad tiene la intención de deshacerse de 2.000 millones al año hasta 2020 y ya son cuatro los fondos finalistas en la venta de las carteras principales, la de 7.500 millones de euros en activos adjudicados.

Las carteras que tiene en el mercado la entidad se denominan Challenger, Coliseum Makula y Galerna. Las dos primeras están compuestas por ladrillo adjudicado, siendo Challenger la de mayor valor, con 5.000 millones en activos y otras que cuentan con créditos inmobiliarios.

Blackstone, Lone Star, Cerberus y Oaktree pujan por esos activos, mientras que Deutsche Bank, Bain, Lone Star y Oaktree, a su vez, pujan por los préstamos inmobiliarios que posee el Sabadell, por valor de 3.400 millones de euros, según informa El Confidencial.

Los grandes fondos internacionales, Cerberus, Blackstone y Lone Star siguen estando muy interesados en aprovechar el repunte del sector inmobiliario y hacerse con esas carteras. Cerberus controla Haya Real Estate, mientras que Blackstone es dueña de Anticipa y Aliseda.