GMP levantará el edificio de oficinas más exclusivo de Madrid - 19/02/2018

GMP levantará el edificio de oficinas más exclusivo de Madrid

El ‘Oxxeo’ será el primero y de momento único edificio en Madrid que cuente con pistas de pádel y atletismo en su azotea.

Descripcion de la imagen

GMP, grupo inmobiliario especializado en alquiler de espacios y oficinas de calidad en Madrid, va a invertir 24 millones de euros en la construcción de un edificio de oficinas más exclusivo de la zona norte madrileña. El grupo es propiedad de la familia Montoro y del fondo soberano de Singapur GIC.

El edificio se ubicará en Las Tablas y contará con cinco plantas de 2.945 metros cuadrados cada una, así como aparcamiento para hasta 450 plazas incluyendo vehículos eléctricos, eficientes y bicicletas. Otro rasgo destacado del inmueble es que contará con una azotea con dos pistas de pádel, una pista de atletismo y una zona de ejercicio al aire libre con máquinas.

El nuevo inmueble ha sido bautizado como Oxxeo por el diseño de su estructura exterior y su calificación de sostenibilidad. Su arquitecto, Rafael de La Hoz, espera que se convierta en uno de los más innovadores de la capital.

El mercado de oficinas lleva dos años anotando importantes crecimientos en la demanda, siendo esta una de las principales causas para que el grupo inmobiliario llevara a cabo la inversión, como afirma Xabier Barrondo, director general de GMP, “entendemos que este es el momento de hacer un producto de alta calidad, ya que la demanda es muy sana ahora mismo”.

El hecho que el terreno ya formara parte de la cartera del grupo les ha permitido fijar unas rentas muy competitivas de unos 18 euros por metro cuadrado al mes, siendo la única en Madrid que ofrece este precio para un edificio de estas características.

Según explica Barrondo han recibido ya algunas ofertas interesantes, pero priorizarán tamaños grandes, ya que su estrategia es tener pocas empresas, pero de gran volumen.

Entre sus principales características destaca la iluminación, ya que será el primer edificio de oficinas de España con un sistema de iluminación adaptado al reloj biológico de las personas. Además, contará con 319 metros cuadrados de paneles fotovoltaicos, características que le han permitido obtener la certificación Leed Platino con la que cuentas unos pocos edificios de la capital.