En 2016 han disminuido los alquileres de oficinas en Madrid - 09/01/2017

En 2016 han disminuido los alquileres de oficinas en Madrid

Se ha registrado una contratación de 420.000 metros cuadrados este último año, cifra inferior a los 440.000 contratados en 2015.

Descripcion de la imagen

La firma de servicios inmobiliarios Cushman & Wakefield ha comunicado que la disminución obedece a que en este nuevo ciclo del mercado se busca más eficiencia. La superficie por empleado actualmente oscila entre los 10 y los 12 metros cuadrados, a diferencia del periodo 2005-2007 que estaba en torno a los 15. Las oficinas alojan el mismo número de empleados en menor superficie. Según Cushman & Wakefield para alcanzar las cotas de contratación de hace 10 años (en torno a los 500.000 metros cuadrados) se necesitará un mayor fuelle económico.

Los nuevos contratos de alquiler se mantienen en número, en una media de 100 al trimestre, al igual que en 2015, superando los 60/70 que se realizaban al trimestre en los años de crisis. Esto demuestra que las empresas contratan nuevos espacios con motivos de expansión a la expiración de sus contratos. A esto se suman los espacios tomados por nuevas empresas o aquellas recién llegadas a España. En el último año, 8 de cada 10 contratos de alquiler de oficinas alegaron motivos de expansión o nueva creación, dejando el resto para movimientos neutrales o reducciones.

Según Javier Bernades, Socio y Director de Business Space de Cushman & Wakefield España, "a pesar de que la absorción es similar a la del 2015, en 2016 ha sido liderada por operaciones de tamaño medio (entre 500 y 700 m²).  Esto es señal que el mercado de alquileres vuelve a tener una base sólida en concordancia con el tejido empresarial madrileño y las necesidad de espacio del nuevo ciclo".

Los centros de negocio son los que mayor demanda tienen para la búsqueda de oficinas, especialmente en Azca debido a las renovaciones de Castellana 79, Castellana 81 y Torre Europa. También hay que hacer mención al interés en ofertas entorno a la A-1 (Las Tablas, Manoteras, La Moraleja y Alcobendas), así como en la A-2.

Cushman & Wakefield prevé una evolución positiva de la demanda de oficinas en Madrid en 2017 y nuevas reducciones de espacios vacíos que ayudará a expandir las rentas “prime” entre un 6% y un 8% desde los 30,5 euros el metro cuadrado al mes con que se ha cerrado 2016. También está previsto que se entreguen más de 110.000 metros cuadrados de oficinas de obra nueva, crecimiento apoyado en reformas de oficinas localizadas principalmente dentro del anillo de la M-30.