La opinión del experto - 24/03/2014

La opinión del experto

¿Y cuántos metros dice que tiene???

Descripcion de la imagen

Carlos Gorostizaga. Director comercial en misoficinas.es

Ésta es la eterna pregunta en el sector inmobiliario.

Y es que en España, debido al afán de algunos propietarios de rentabilizar cada centímetro cuadrado hace que se intenten imputar las zonas comunes, como es lógico, pero en algunos casos intentan incluir aquellas áreas destinadas a la propia gestión del edificio, aunque los inquilinos no vayan a tener acceso jamás… (Salas de máquinas de ascensores, estaciones de bombeo… o incluso cuartos de servicio)

Lo que no se tiene en cuenta es que el arrendatario de oficinas pretende imputar la renta respecto de la ocupación efectiva. O lo que es lo mismo, respecto de los “metros cuadrados de moqueta” que ocupan sus empleados, y las superficies de uso común (pasillos, hall de entrada, accesos, etc.). Esta disparidad a veces constituye un problema a la hora de negociar un contrato de alquiler, sobre todo para las medianas y grandes superficies, que son a las que se les puede imputar una mayor superficie de zonas no practicables.

Existen criterios internacionales para la medición de la superficie de oficinas, tales como el estándar RICS (la Royal institution of Chartered Surveyors) que quizá estén más orientados a la valoración de los activos de oficinas, o el sistema de medición de BOMA (la Building Owners and Managers Association international). Existen también otras iniciativas como la de la International Property Measurement Standards Coallition (IPMSC) que está llevando a cabo una consulta internacional para que todos los profesionales y Stakeholders del sector inmobiliario puedan contribuir en la creación de un estándar de medición a nivel Global. Todas ellas pretenden homogeneizar el mercado de oficinas a nivel mundial pero, ¿recogen la idiosincrasia del mercado español?, o ¿por el contrario son un intento para que los mercados inmobiliarios internacionales se adapten al estándar anglosajón?

Confiamos en que seamos capaces de desarrollar e implantar algún sistema de medida en España que se ajuste lo más posible al estándar internacional, y así nos podamos integrar con otras economías con un sector inmobiliario tanto o más desarrollado que el nuestro, y al fin podamos decir que dos más dos son cuatro; como en el resto del Mundo.